jueves, 16 de mayo de 2013

Y David Beckham dijo adiós

Indudablemente, pasará a la historia más por su figura social que por la futbolística. Prevalecerá puesto que es la que le convirtió en un icono mundial. De hecho, muchas de sus actuaciones en el campo, eran miradas con el prisma de que lo hacía para cumplir con patrocinadores y esponsors. Pero David Beckham fue un futbolista notable. Consciente de sus virtudes y sus limitaciones. Trabajador, serio, honrado y comprometido allá donde jugó. Desde Manchester, al Real Madrid, a Los Angeles Galaxy, Milán o el Paris Saint Germain en su última etapa. Se retira a los 38 años con un palmarés formidable, 1 Copa de Europa, 1 Intercontinental, 5 Premier League, 1 Liga Española, 1 Ligue francesa e incluso dos títulos ligueros en su aventura americana. Además de superar el centenar de partidos con la Selección Inglesa y disputar tres mundiales (anotando en los tres campeonatos).

A Beckham le fue superando su imagen publicitaria. Su matrimonio con Victoria Adams, miembro de las Spice Girls le puso en el disparadero. Y su imagen ya no se detuvo. Contratos millonarios. Autentico ídolo en Asia, hasta el punto que mucha gente la única palabra que sabía pronunciar en inglés era su nombre. Hasta se hacían peliculas queriendo ser como él...

Conmocionó su abandono del United, tras muchos años a gran nivel en Old Trafford, Champions incluida. Recaló en el Real Madrid Galáctico de Florentino que comenzó a descomponerse. Solo el último año, tras ser apartado por Capello, que luego dio marcha atrás su decisión conquistó el título liguero español. Ya había anunciado su marcha a Los Ángeles, pero cuando paraba la MSL se comprometió a jugar varias campañas con el Milan. Todo con tal de mantenerse en forma y seguir entrando en los planes de la Selección. Este 2012, tras levantar, de nuevo el título americano, anunciaba su regreso a Europa, al PSG. Renunció a su salario que fue donado integramente a obras benéficas. Con el PSG, no gozó de excesivo protagonismo. Ganaron el título pero su presencia, tanto en Liga como en la Champions donde cayeron ante el Barça fue escasa...  De la Selección ya había dejado de contar hacía tiempo. El pasado verano, todo el mundo contaba con verle en la Selección Británica que competiría en los Juegos Olímpicos de Londres. Se preparó a conciencia. Participó en todos los actos promocionales como gran reclamo, y más siendo londinense, pero para sorpresa de todos, Stuart Pearce no le incluyó entre los convocados a formar parte del combinado unificado. Aún así, Beckham siguió promocionando los Juegos, sin quejarse.
Con él se despide el primer futbolista global universal. El primer gran icono del fútbol moderno. El de la trascendencia mundial que ha alcanzado este deporte. En el que ya no se piensa en el aficionado local, sino en como vender el producto en los Cinco Continentes. Importa más la tele que la grada. El poder vender camisetas, incluso como bien más preciado que anotar un gol. Beckham no ha sido el mejor futbolista desde que se implantó este, pero sí el que más enganchó, vendió y resultó a nivel mundial. El primer y mayor futbolista global nos deja. Y aunque a la historia pasará más por su faceta de hombre anuncio, sería injusto que ocultase su tamaño como jugador.  Por cierto... que cual Michael Jordan... Ya se empieza a especular lo que podría suponer un regreso de Beckham en unos meses. Es lo que tienen las figuras...

7 comentarios:

Jose MME dijo...

Beckham, buen futbolista pero sobrevalorado, siempre tendrá mis respetos porque, pese a su imagen publicitaria, en el campo siempre fue humilde, honrado y trabajador.

Lo de los JJOO y lo de dar su sueldo del PSG es un pelotazo.

doRCCV dijo...

Pues para mí todo lo contrario, nunca fué un futbolista sobrevalorado, no quiero decir infravalorado pero nunca sobrevalorado. Siempre se habló más de su faceta social que de su faceta futbolística. Y cuando se habla de esta última faceta no es más que "fué un buen futbolista", "fué un jugador que no desentonaba", "fué un jugador notable".

Yo es que soy un enamorado de ese ManU de finales de siglo y principios de década: Los hermanos Neville, Irwin, Teddy Sheringham, Giggs, Keane, Stam, Solskajaer, Cole, Yorke, Schmeichel...y Beckham fué siempre un gran jugador. Nunca veré o nunca ví tal jugador que las pusiera como el y rindiera en banda. Un jugador de banda clásico pero trabajador tiene que poner centro y como él, ninguno. Además de marcar goles y aportar más que nadie a balón parado.

Eso sí, demasiado 'global' como tú dices Gontxo.

Rinat Rafaé dijo...

Con Beckham tengo sentimientos enfrentados, por un lado me parecía patética su imagen como modelo mundial y su multitud de imitadores (Nunca olvidaré com un colega mio me dijo refiriendose a un kinki reconvertido en modernito "ese es un Beckham de Cádiz" -estaba en Cádiz-), pero por otro lado siempre demostró ser un SEÑOR y un tio elegante en el sentido más "moral" de la palabra (no en el "visual", evidentemente), como decías en el artículo, la actitud que tuvo cuando Capello lo apartó por la cara del Madrid, animando en todo momento, no poniendo una mala cara, no diciendo una palabra más alta que la otra hasta que volvió, siguió desarrollando su profesión y se marchó con su negocio a otro sitio dando las gracias a todo el mundo... No se, sinceramente me conquistó y además, por lo menos publicamente, es una actitud que ha mantenido en todos los equipos a los que ha ido.

Él tenía su negocio basado en el marketing, pero desarrollaba su profesión con clase y eso me gustaba.

Como futbolista, evidentemente era un gran jugador, muchos otros (¿Hola? ¿Guti? ¿Cómo te va de jurado en Splash?) intentaron se lo que él era y deprotivamente no consiguieron lo que él, así que algo tendrá...

Jose MME dijo...

Y además va a hacer algo que yo siempre he valorado mucho, que es retirarse antes de que le echen.

Gonzalo Mazarrasa dijo...

Hola

Yo padecí lo mismo que comentais. De Beckham tenía la imagen que era un pijo, un idiota, bastante corto, más preocupado por hacerse coletas, moños y teñirse el pelo. Idolotrado por las quinceañeras que de fútbol no tenían ni idea y solo se fijaban en sus fotitos...

Estuve en su debut en el Bernabeu, ya que era la Supercopa contra el Mallorca y encima marcó un gol y eso ya era el gozo supremo del Madrid galactico... (Acordaos cuando se decía que acabaría de lateral, apra hacer sitio a Figo y a los que vinieran luego...)

Luego, resultó que no era tan buen futbolista. Que aquí en España no valía para jugar en banda, aunque seguia teniendo un disparo impresionante a balón parado. PEro con el tiempo, yo creo que logró desquitarse de esa imagen de corto y pijo, y demostró que era un tio comprometido, sacrificado. Daba la mano a los rivales. Defendía a compañeros, luchaba, trabajaba.

Se esforzaba al máximo. No era un portento como otros, pero sabías sus caracteristicas y sus limitaciones. Y en el fondo, hasta parecía humilde al lado de toda la cohorte de galacticos.

No se comprendio su marcha a EEUU, pero al menos regreso a Europa y siguió dando la cara. Y los detalles como los de los Juegos o lo del sueldo de PSG, engrandecen un poco su figura.

Rinat Rafaé dijo...

Hoy he visto en twitter una frase que lo resume perfectamente:

"Había canteranos que salían de los entrenamientos como si fueran Beckham. Y luego salía Beckham y firmaba autógrafos hasta al cartero." (@pablopinto99 es el autor del tweet)

Gonzalo Mazarrasa dijo...

La he visto. Junto a ti en los tuits del día de @sportyou (y junto a bortibort jejeje)