lunes, 15 de abril de 2013

China importa entrenadores

Es normal. Una de los pocas economías que crece en el Mundo, pretende reclamar su lugar en el mundo del fútbol. Hay dinero y empiezan a llegar las estrellas. De momento, veteranos en busca de un retiro cómodo y bien remunerado (Drogba, Anelka, Kanouté...) pero cada vez hay más gente que decide aproximarse al fenómeno de la Liga China. Y entre ella, entrenadores de renombre que se animan a probarla.

MARCELO LIPPI

Marcelo Lippi es por curriculum uno de los mejores técnicos de la actualidad. Campeón del Mundo con Italia en 2006, ganador de 5 Scudettos y una Champions con la Juventus, en 2012 aceptó embarcarse en la aventura china. Había fracasado en su retorno a la Selección Azurra y llevaba dos años sin entrenar. Pero los 11 millones que le puso encima de la mesa el Guangzhou Evergrande le hicieron que marchase al gigante asiático. Con esa cantidad es el tercer entrenador mejor pagado del mundo, solo superado por Mourinho y Ancelotti. Y él, en un equipo con Dario Conca o Lucas Barrios, cumplió su trabajo. Su equipo ganó el campeonato de 2012. Por cierto, su nombre ha sonado para el Real Madrid como sustituto de Mou. ¿Abandonaría la comodidad china y retornaría a la exigencia en un club como el blanco?

RADOMIR ANTIC

Antic, es un caso similar al de Lippi. Sus mayores éxitos quedan alejados en el tiempo y parecía complicado verle animarse a regresar a un banquillo. Tras entrenar al Partizan de Belgrado y ganar dos ligas yugoslavas, dio el salto a la Liga española. Primero Zaragoza, luego Real Madrid, destituido cuando marchaba en primera posición, entrenador del Atlético de Madrid cuando conquistó el doblete en 1996. Con ese aval, salió y regresó al Atlético en otras dos oportunidades, siendo incapaz de salvarlo del descenso en 1998. También perdería la categoria con el Oviedo (2001) y el Celta (2004). En 2003, se hizo cargo del Barça, que bordeaba el descenso y acabó entrando en Europa. Desde entonces, ausencia del fútbol de clubes. Sí aceptó ejercer de Seleccionador de Serbia, calificándola para el pasado Mundial, pero al ser eliminada en primera fase fue destituido. Y así hasta que el pasado 24 de diciembre se anunció su compromiso con el Shandong Luneng.

HENK TEN CATE

Antes que Radomir, el Shandong Luneng, también apostó por otro entrenador afamado. Henk Ten Cate. Muchos atribuyen gran parte de los éxitos de Frank Rijkaard al hacer de su segundo entrenador. El holandés, venía ya con una amplía y variada carrera de entrenador, que le había hecho pasar por varios países. En su país dirigió a Nac Breda, Heracles, Sparta Rotterdam o Vitesse, pero también pasó por Alemania (Uerdingen 05), Hungria (MTK Budapest) hasta esa llamada de Rijkaard para que le acompañase en el Barça, con el que levantaría una Champions. Ten Cate, después prosiguió su carrera en solitario y no le faltaron ofertas, Ajax, segundo de Avrram Grant en el Chelsea, Panathinaikos... para luego iniciar una serie de destinos exóticos como Catar y los Emiratos Arabes Unidos hasta que en 2012 dirigió en China al Shandong Luneng.

SERGIO BATISTA

Todo un ex seleccionador argentino es otro de los que se ha animado a desembarcar en China. Jugador internacional campeón del Mundo en 1986 y subcampeón en Italia 90, como futbolista no salió de Argentina, más que en su última etapa para recalar en Japón. Allí se inició como técnico, para luego regresar a su país y dirigir a medio docena de equipos, hasta que fue designado para encargarse de la Selección Sub 20. Con ella ganó el Oro en los Juegos Olimpicos de Pekín en 2008, y tras la "renuncia" de Maradona tras el Mundial de Sudafrica, fue ascendido a la Absoluta. Comenzó como interino pero fue afianzando su puesto y parecía que sería el encargado de llevar el equipo hasta Brasil 2014... pero tras la Copa América de 2012 fue destituido y reemplazado por Alejandro Sabella. Así que, para desquitarse, aceptó la propuesta del Shangai Shenhua. El mismo equipo al que se incorporaron Anelka y Drogba, pero que a los pocos meses han retornado a Europa.

 JEAN TIGANA

El brillante centrocampista francés de los 80, ha llevado una errante carrera como entrenador que no ha terminado de dar el salto de calidad. En la Ligue francesa entrenó a Lyon y Monaco. Con los primeros fue subcampeón liguero en 1995, con los monegascos sí que consiguió levantar el títlo y la Supercopa, dos años más tarde. Después marchó al Fulham y luego a Turquía con el Besiktas. Tuvo éxitos, como conquistar una Copa en Turquía o ascender al Fulham y clasificarlo para Europa. Su nombre llegó a barajarse incluso para la Selección Francesa tras el final de la etapa de Raymond Domenech, pero el elegido fue Blanc. Regresó a la Ligue, para dirigir al Girondins Burdeos, que defendía título, pero la campaña resultó un fiasco desde el principio y acabó dimitiendo. Así que en 2012 emprendió marcha a China y se comprometió con el Shangai Shenhua, donde ha durado una temporada.

JAIME PACHECO

El portugués Jaime Pacheco parecía irrumpir en Portugal como sucedió con Mourinho y Vilas Boas y acabó desinflándose. En 2001 consiguió que un modesto Boavista, exento de estrellas, levantase el campeonato portugués. Una hazaña tremenda, ya que en nuestro vecino luso, únicamente los tres grandes (Oporto, Benfica y Sporting de Portugal, junto al Os Belenenses) habían conseguido levantar el título liguero. Un año antes, había sido segundo tras el Oporto, como también pasó el año siguiente. En su primera participación en Champions avanzó la primera fase de grupos, cargándose a Dinamo de Kiev y Borussia Monchengladbach, y siendo eliminada en la segunda por dos gigantes como Manchester United y Bayern Munich. Su nombre apareció en numerosas agendas europeas, pero su destino fue el Mallorca en 2004, que además disputaba competición europea. Apenas duró cinco jornadas. Su regreso, inmediato a Boavista no consiguió repetir los éxitos anteriores. Y tampoco le sonrió la suerte en el Vitoria de Guimaraes ni el Os Belenenses. Así que puso tierra de por medio y marchó primero a Arabia Saudí y luego a China, al Beijing Guoan.

ARIE HAAN

Arie Haan es el más curtido en la liga china. Técnico holandés de 64 años que ha recorrido medio mundo. Ha entrenado a equipos en los Paises Bajos, Alemania, Grecia, Bélgica, Chipre... En 2002 se convirtió en el Seleccionador de China, y bajo su dirección el equipo fue subcampeón de Asia en 2004. Posteriormente, también dirigió a las Selecciones de Camerún y de Albania, pero desde 2009 y avalado por el buen hacer con la Selección recaló en la liga china, donde ha dirigido ya a tres conjuntos Chongquin Lifan, Tianjin Teda y Shenyang Shenbei. Con el Tianjin Teda ganó la Copa China en 2011.

TAKESHI OKADA

Y, no deja de resultar curioso, que con todo el historial de guerras y desconfianza mutua entre las dos potencias asiáticas, en China haya recalado el japonés Takeshi Okada. Entrenador que había dirigido únicamente en su país, y se había hecho cargo en dos etapas de su Selección nacional. En el 98, los nipones desentonaron y perdieron sus tres encuentros (incluso uno contra la débil Jamaica), pero 12 años después los progresos eran evidentes. Japón avanzó a octavos de final, superando a Dinamarca y Camerún y cayó en los penaltys ante Paraguay. Además, un juego rápido, disciplinado y atractivo llamaron la atención. Okada, responsable de ese éxito, sin embargo no renovó y fue sustituido por el italiano Zacheroni. Así que su siguiente destino fue recalar en la emergente liga china, en el Hangzhou Greentown.

3 comentarios:

doRCCV dijo...

Los chinos, que destacan en una multitud de deportes, son 1,5K millones de habitantes pero no son capaces de tener una selección mínimamente decente en el deporte rey. Eso sí, tienen gente muy buena en la especialidad de Freestyle.

En el fútbol profesional espanhol, el único jugador chino fué Shang Yi en el Xerez. http://www.bdfutbol.com/es/j/j4844.html

Sobre los entrenadores, como ya sucedió con el post de los estadios y La Cartuja, aquí Antic me trae a la mente el recuerdo de su espantada del Celta en el 2004 y posterior descenso. ¡Sucio!

Kei_Kurono dijo...

Henk Ten Cate me parece un fiasco de entrenador, quizá sea bueno como segundo al mando, pero como primero, deja muchísimo que desear (como su eliminatoria ante el Villarreal en la Champions del 2008-09). Si fuera él, mejor me quedo en China, Indochina (Vietnam, Malasia) o alguna de los paises del Golfo Pérsico (Emiratos Árabes Unidos, Qatar, Arabia, Baherín). Y creo que Antic, Lippi o Camacho harían bien en ganar buen dinero ahí y olvidarse del fútbol

Gonzalo Mazarrasa dijo...

Recuerdo "al chino del Xerez"... Vamos que estaba por aquí. No llegué a verle jugar jejeje.

Lo de Ten Cate, pues habría que ver, que entrenadores fueron buenos primeros, buenos segundos, y que cuandos e rompieron mal les fue... Yo soy un enamorado de Toni Grande. Creo que le deben muchas cosas y él vive muy a gusto en su segundo plano cuando es el más importante de todos.

Camacho nunca me gustó como entrenador, Antic ya estaba de vuelta y Lippi imagino que también... Ala, sonó con fuerza como sustituto de Mou... Es tentador pero levantarte un pastizal en China, acomodado, sin responsabilidades y encima, ganando el título... Una vida de jubilado muy digna.