martes, 8 de enero de 2013

Evolución de los clubes de Murcia

El fútbol murciano ha experimentado diversas andanzas en su historia. El Real Murcia ha sido el gran dominador de la región, el único equipo capaz de asomarse a Primera División y de hecho, uno de los equipos con mejor currículum de España en la categoría de plata. Pero le ha faltado éxitos y acompañantes. Ciudad de Murcia, Cartagena o Lorca estuvieron en Segunda pero se quedaron con las ganas de tocar más. Y el Murcia, que tan feliz se las prometía tras lograr el ascenso e inaugurar la nueva Condomina, un estadio moderno y con posibilidades, no soportó la máxima categoría y acabó descendiendo. Después, refundaciones, el traslado del Ciudad a Granada... 

REAL MURCIA

18 temporadas en Primera División, 11 ascensos a Primera... Buenos números para un Murcia que fue fundado en 1908 y que recibió el título de Real por Alfonso XIII en 1923. Saboreó su primer ascenso a Primera tras la Guerra Civil en 1940 y en el 44 disputaría la promoción frente al Barcelona, en una de las pocas ocasiones que peligró la permanencia para los culés. Desde esos años 40 a la década de los 90 un constante ascensor, con pasos fugaces por primera. Alguna actuación destacada en Copa del Rey y un mejor puesto en Primera que no superaría la 11ª plaza. En los 90, dio de bruces en Tercera, tuvo que vender la Condomina para sanearse y comenzar de nuevo desde el fútbol regional, hasta ir protagonizando ascensos que le devolverían a Primera. En 2006, el Real Murcia lograría el ascenso a Primera por última vez y además inauguraría la Nueva Condomina. Fichajes ilusionantes como Baiano, Movilla, Mejía parecían buenas mimbres para el equipo, pero finalmente, de nuevo, la Primera División resultó limitarse a una sola campaña. Y, los dispendios económicos pasaron factura y el Murcia llegó incluso a bajar a Segunda B dos años después. Ahora, de nuevo en Segunda, lección aprendida, pretende renovar un proyecto que vuelva a  acercarle a Primera y le permita consolidarse y abandonar esa herencia de equipo ascensor.

CARTAGENA FC y FC CARTAGENA

El Cartagena Fútbol Club fue uno de los fundadores de la Segunda División Española, y como tal se ganó el derecho a participar en la primera edición de la misma. Desde entonces, 15 participaciones, la última etapa, con seis consecutivas entre 1983 y 1988, en la que finalizó colista. Nunca puede decirse que a final de año estuviera cercar de primera división, de hecho, su historia ha sido más bien de pasar apuros continuados. En 1995 el descenso a categorías menores, lleva a la fundación del FC Cartagena con una estética similar y que encadenará tres años en Segunda División entre 2009 y 2012. La primera campaña el equipo obtiene una meritoria 5ª plaza, con el reguste además de ver el descenso del Murcia.

CIUDAD DE MURCIA

El caso del Ciudad de Murcia quizá mereciera directamente un post propio, ya que es un pionero en muchos aspectos. El club, fundado en 1999 por Enrique Pina, representante de jugadores murciano y que protagonizo un meteórico ascenso. En dos años alcanzó la Segunda B y en otros dos le bastó para alcanzar la Segunda División. Comienzan a llegar rostros conocidos. En 2ºB, el ex de la Real Idiakez o incluso, Pepe Aguilar, un ídolo del Murcia, autor del gol del ascenso a Primera en 2003 y que anotaría el que supondría el ascenso del Ciudad a Segunda. Murcia vive con sorpresa la irrupción de este equipo. No hay pique ni odio histórico. Tampoco una afición asentada. Se trata de un conjunto que en apenas un lustro ha pasado de regional a categoría profesional. En tres años, el equipo, no se conforma con la categoría y bordea el ascenso. Nombres como Dani Guiza como máximo goleador o rostros conocidos en el banquillo, Abel Resino, Juanma Lillo o José Luis Oltra están a punto de conseguirlo. Entonces, sucede un hecho inesperado y pionero en el fútbol español. Pina, comienza a negociar la venta y posterior traslado del equipo. La ley lo permitía y se había especulado en diversas ocasiones pero nadie había dado ese paso y la Federación no parecía tenerlas todas consigo. Se rumorean posibles destinos y finalmente, Pina alcanza un acuerdo con el empresario Carlos Marsá, que pretende llevarlo a Granada. El empresario murciano, además acusa de incumplimiento al ayuntamiento, que mientras colabora con el Real Murcia pone trabas al Ciudad. La afición hace patente su desacuerdo con la marcha, pero finalmente el verano de 2007, el Ciudad de Murcia desaparece y pasa a ser el Granada 74 CF. Se inicia un pleito sobre la legalidad de cambio que debe resolver el mismo TAS, mientras surgen partidarios y detractores. El Ayuntamiento de Granada no apoya al nuevo club que se ve obligado a jugar en Motril, y a final de temporada, descenderá y desaparecerá apenas dos años después. Cuirosamente, el Ciudad de Murcia pretende evitar su desaparición definitiva. Lo intenta bajo nombre de Ciudad de Lorquí, Atlético Ciudad y se implican varios ex jugadores pero sin éxito. Así que en 2009 surge el Club de Accionariado Popular Ciudad de Murcia, junto al UC Ceares de Asturias, los primeros casos españoles más significativos de equipos de fútbol propiedad de los aficionados, descontentos con la gestión de las SAD y del hacer y deshacer de empresarios escondidos bajo unos colores. Actualmente se encuentra en la Primera Autonómica de la Región de Murcia, entrenado por un ex portero de Primera, como es Cesar Galvez.

LORCA

El Lorca, al igual que el Cartagena también debe distinguirse entre los diversos nombres y siglas que fueron desarrollándose hasta su desaparición definitiva. Del Lorca Deportivo que de la mano de Moreno Manzaneque como técnico y su mujer en la presidencia, fue ascendiendo categorías hasta pasar por la Segunda División en 1983. La experiencia dura poco y automaticamente se acompaña de otro descenso a Tercera. Todo el crédito queda dilapidado y comienzan a surgir otros equipos en la ciudad. En 1994 deciden fusionarse en el Lorca CF, con grandes expectativas y un rebrote esperanzador pero la experiencia no resulta, el equipo no supera la Segunda B y de nuevo se ve obligado a desaparecer en 2002. El Lorca Deportiva decide volver a desligarse, y de Tercera, logra un eficaz ascenso a Segunda B. En esa categoría, al segundo año, tras un comienzo irregular, la directiva nombra entrenador a uno de sus jugadores, Unai Emery, que protagoniza una espectacular segunda vuelta, que concluye en el ascenso a 2ª división. Y esa campaña 2005-06, lejos de actuar de cenicienta, el Lorca ronda los puestos de ascenso todo el campeonato. Finalmente sería 5ª pero su hazaña espectacular. Emery recibe ofertas de Primera y el Lorca pierde a su apuesta triunfadora. No consigue rehacerse y desciende a Segunda B a la siguiente temporada. Los problemas económicos se van agravando, y no se recupera la división de plata. Finalmente, las deudas contraídas con entrenadores y jugadores acaban propiciando un descenso administrativo a tercera. Las cosas siguen empeorando, abandona la competición comenzada y tras dos años inactivo, en 2012 se publica su liquidación.

REAL MURCIA IMPERIAL

Como sucedió con el Condal cuando hablamos de los equipos catalanes que han pasado por Primera División, el Imperial, en la actualidad filial del Real Murcia, vivió su etapa independiente. Y curiosamente, en la campaña 39-40, cuando hubo que reestructurar el fútbol tras la Guerra Civil y se cuadran las ligas como se pudo, el Murcia Imperial fue designado para jugar en Segunda División. La experiencia resultó breve. Era una competición rarisima. Difícil de explicar. 5 grupos de 8 equipos repartido por proximidad geográfica. El Imperial sería el colista del grupo 4, que curiosamente ganaría el Real Murcia y en mitad de la tabla quedaría el Cartagena. Fue su única experiencia. Pasó años por Tercera antes convertirse en el filial del Real Murcia.

3 comentarios:

Jose MME dijo...

El Granada 74 no ha desaparecido como entidad, sino que ya no compite en categoría senior.

El FC Cartagena se fundo como Cartagonova, pero viendo que se metió en Segunda B mientras el histórico Cartagena FC se iba a categorías más bajas hizo una jugada, se cambió nombre, escudo y equipación y se convirtió en un impostor. Y encima muchos cartageneros dejaron de lado al equipo clásico por el nuevo. Shame on them!

Del Lorca te ha faltado la experiencia del ya desaparecido también Lorca Atlético (fusión de Lorca Deportiva y Atlético Sangonera). Actualmente el Lorca Deportiva ha resucitado y está en la regional murciana.

Gonzalo Mazarrasa dijo...

Lo del Cartagena sí, es un lio de suplantaciones, copias, alteraciones de díficil seguimiento. Y lo del Lorca igual, con fusiones y escisiones variadas. Creo que el que me mencionas nunca alcanzó la segunda división.

Jose MME dijo...

No, el Lorca Atlético sólo duró 2 años. En Segunda B, el primer año se salvó en la última jornada y el segundo bajó y desapareció.