lunes, 24 de septiembre de 2012

Manuel Ruiz de Lopera, el señor del Betis



Manuel Ruiz de Lopera es otro de los presidentes legendarios que ha dado el fútbol español. Entró en la directiva del equipo sevillano como vicepresidente en 1991, y en 1992 se convirtió en propietario del club tras presentar los avales de su propio bolsillo que permitían inscribir al equipo en la Liga de Fútbol Profesional. Ni corto ni perezoso realizó una recreación de como se produjo esa aportación milagrosa, "por el beticismo y para evitar dar una alegría a muchas personas en Sevilla". Don Manué era celebrado. Este bético desde pequeño se convertía en el Presidente del club de sus amores.

Desde entonces, en 20 años un sinfin de historias. Desde entonces, la consecución de una Copa del Rey (2004-05), otra final (96-97), una clasificación para disputar la Champions League (2004-05), otras tantas participaciones en Europa... El Betis parecía grande. De hecho, llegó a ocupar el puesto de mayor desembolso por un futbolista, cuando en 1998 contrató al brasileño Denilson por más de 5000 millones de pesetas, tras haberlo rechazado el Barcelona por caro...

Aunque también dos descensos en 2001 y 2009, escándalos financieros, pleitos, peleas con practicamente todos los entrenadores que pasaron por el Betis... desde Luis Aragonés, que llegó a anunciar que se retiraba para poner fin a su contrato, al que le reportó mayores éxitos como Serra Ferrer... pero por supuesto gente como Clemente, Victor Fernandez, Irureta, Grigüol, Luis Fernandez... y también abundantes enemistades en rivales. 

En un principio, cuando las aguas bajan limpias y el viento sopla a favor, todo eran agradecimientos. Llegó a ponerse su nombre al estadio durante un tiempo, también a la ciudad deportiva del Betis, no era extraño ver algunas pancartas de "Lopera canonización"... 

Pero con el tiempo la situación financiera del Betis fue generando dudas. Tuvo que abandonar la presidencia y dejarla en manos de José León, y posteriormente sería "expulsado" de la propiedad en un pleito que todavía no ha escrito su último capítulo. Diversas sentencias ratifican fraudes continuados en las cuentas del Betis, y algunos peritos eleven unas desviaciones de fondo que podrían alcanzar los 25 millones de euros. Desde su marcha, tras pasar por Ley Concursal, el  equipo consiguió regresar a 1ª, categoría que había perdido en 2009. La sombra de Lopera sigue planeando tratando de demostrar su inocencia en la cantidad de casos que se archivan en su contra, y tratando de recuperar la propiedad de "su" Betis... 

2 comentarios:

Miki dijo...

Gentuza como Gil, pero le dan salero a la historia de nuestro fútbol.

Sobre el nuevo presidente, o lo que sea que es Gordillo (o fue hace poco, en esos momentos postLopera). Recuerdo que al día siguiente de que Gordillo aceptara el cargo de presidente del Betis, se fue a jugar un partido con el Madrid de veteranos. Hay gente que no le da mucho...

Gonzalo Mazarrasa dijo...

No sabía eso de Gordillo... jajaja.